POR UNA ALIMENTACIÓN SEGURA


Publicación: 13-05-2010 | Mastersadistancia.com
Compartir en:
articulo imagen

Saber lo qué comemos es primordial para evitar enfermedades y riesgos alimentarios. Contar con una formación adecuada es imprescindible.

Las enfermedades causadas por los alimentos representan un desafío para el consumidor. La educación y la formación en este ámbito constituyen una de las claves para que pueda actuar con conocimiento de causa, tanto para prevenir posibles intoxicaciones alimentarias en el ámbito doméstico, como para tener pistas sobre el modo en el que debe reaccionar frente a posibles alertas alimentarias. Un consumidor informado tiene, además, mayor capacidad de decisión para decantarse por unos u otros alimentos. La etiqueta y cómo se informa en ella son claves en esta misión.

Para poder prevenir estas enfermedades es importante conocer en primer lugar de dónde proviene esta patología, saber el origen de la infección alimentaria y contar con las más novedosas herramientas para erradicar el efecto nocivo de los agentes patológicos. El desarrollo en tecnología y su aplicación a la rama biosanitaria, demanda la presencia de expertos que dominen este área y que puedan tranquilizar al consumidor en un momento dado.

La información para el consumidor ha de ser clara y concisa, y ha de estar visible en la etiqueta del producto para evitar confusiones. Los profesionales de la rama de nutrición, han de ser capaces de:

  • Determinar cuáles deben ser las prioridades de comunicación al consumidor
  • Determinar la utilidad o no de las acciones que se llevan a cabo hoy en día y motivos.
  • Confirmar la eficacia de la información que se recibe.
  • Detección de grupos a los que no llega toda la información y, de ser así, cómo se conseguiría que llegara a todos los consumidores de forma directa.

Porque la seguridad de todos cuenta a la hora de alimentarnos, especialízate en este sector.

 

Masters a distancia relacionados